Noticia

Plástico en el Círculo Polar
Fecha: 
05/05/2017 - 12:00

El plástico que generamos llega hasta el Polo Norte

Un estudio de las aguas del Océano Ártico reveló que corriente marina lleva residuos de plásticos y cremas exfoliantes desde América del Norte y Europa al Ártico.

En los mares de la región ártica hay entre 100 y 1.200 toneladas de plástico flotando, según esta investigación, publicada en Science Advances.

"Es la cantidad que estimamos que hay en superficie, no el plástico del casquete polar ni el del fondo del mar, dónde debe de haber una mayor concentración", dice el biólogo de la Universidad de Cádiz y principal autor de la investigación Andrés Cózar.

Esas cifras supondría apenas el 3% de la contaminación plástica que hay en los océanos y mares del planeta.

"La superficie no es el destino final del plástico, ya sea en unas semanas, meses o años, acaba sedimentando", menciona Cózar, y eso mismo podría estar pasando en el Ártico.

¿Cómo llega tanto plástico tan al norte?

"Lo lleva la circulación termohalina, la corriente que redistribuye el calor de los trópicos a latitudes más elevadas", explica el investigador español.

Esta circulación lleva las aguas más cálidas del Atlántico hasta el Ártico y, con ellas, el plástico. Al llegar al Ártico, el agua más fría se hunde y deja el plástico arriba.

En la costa del Pacífico de Costa Rica la mayor fuente de desechos de plástico es el Río Tárcoles, contribuciones que en su mayoría van desde el Valle Central. Este plástico en su mayoría se queda en las playas vecinas de la desembocadura del Tárcoles, como en Playa Bajamar, pero su alcance se puede ver a lo largo de la punta de Puntarenas, especialmente cuando comienza la estación lluviosa. No se sabe cuánto de esto viaja hacia afuera del Golfo de Nicoya, pero de seguro, nosotros somos también contribuyentes de ese plástico que va rumbo al Polo Norte.

En el Caribe hay dos circulaciones que atrapan basura de todo tipo, que los lugareños le llaman "Dos Aguas". Ahí se encuentran plásticos desde Colombia y Venezuela, y quien sabe de donde más. Es muy posible que este plástico también viaje desde estas zonas a través de las corrientes del Caribe y alcance el Atlántico Norte a través de la Corriente del Golfo.

Resumen elaborado desde la información suministrada en el siguiente enlace: http://elpais.com/elpais/2017/04/18/ciencia/1492549733_992148.html